Foto Imago7
Las Águilas han tenido resultados favorables cuando Rubens ha estado fuera de la cancha

Para el americanismo no hay tanto drama si le expulsan a su estandarte. Le va bien, no sufre si su líder Rubens Sambueza se encuentra inelegible por suspensión. Lo que parece una tragedia, en las estadísticas resulta lo contrario.

El capitán de las Águilas ha sido expulsado ocho veces como futbolista azulcrema, con la tarjeta roja que vio en el Clásico el jueves pasado. En las siete anteriores, en el duelo en que pagó su duelo de castigo la escuadra emplumada ganó en cuatro ocasiones y sólo dos veces obutvo un resultado que el domingo lo marginaría de la semifinal.

De pronto, se produjo una telenovela alrededor de ‘Sambu’. Pese a las estadísticas, la dirigencia amarilla se aferró a mantener activo a su habilidoso, aunque explosivo volante. Ricardo Peláez vio elementos para considerar “manifiestamente errónea” la expulsión de César Ramos al dorsal 14 de Coapa.

Vamos a ver los videos y ver si procede una apelación”, dijo el presidente deportivo azulcrema, Ricardo Peláez.

Y sí, América apeló, pese a que el propio Rubens aceptó sus yerros

en el estadio Chivas, mediante su cuenta oficial de Twitter, en la que se mostró arrepentido.

Muchas gracias por todo su apoyo. Soy ser humano y me puedo equivocar, pero siempre quiero lo mejor para el América”, tuiteó.

A las Águilas su reclamo no les resultó. La Comisión Disciplinaria rechazó los argumentos de Coapa.

En relación a la solicitud que ingresó el Club América, se determina a su criterio, que hubo falta en la jugada, por lo cual, no existió error manifiesto del árbitro central”, informó el organismo impartidor de justica de la Federación Mexicana de Futbol.

Razón por la cual la sentencia quedó plasmada: “No procede la solicitud de inconformidad por parte del Club América por la expulsión del jugador Rubens Sambueza (…) por lo que el futbolista se encuentra suspendido un juego por recibir una segunda amonestación en el mismo partido”, ratificó la Disciplinaria.

Quizá, si las Águilas se acuerdan de los antecedentes que tienen cuando su símbolo queda fuera por castigo, recuperen la sonrisa. Que les falte Rubens tampoco representa un drama o una tragedia.

Apego a la expulsión. El capitán azulcrema se ha vuelto el especialista del América en ver tarjetas rojas. No es la primera vez que lo hace en un partido clave. Ignacio Ambriz, su estratega, no ha podido controlarlo, pues es el futbolista más expulsado del plantel emplumado desde que llegó al Nido el certamen anterior con cuatro rojas.

Es un tema que hemos hablado, es futbol, suele ser ríspido y nos preocupa porque es algo que debemos evitar cuando jugamos la Liguilla”, considera Nacho.

El torneo pasado, el líder azulcrema se fue expulsado en la semifinal de vuelta ante Pumas.

En términos generales, la indisciplina ha sido el talón de Aquiles del América. Suman 16 rojas en la era de Ambriz como timonel.

Jugadores del Nido como Osmar Mares y Michael Arroyo han aceptado que la dirigencia amarilla les impone multas de hasta cinco mil dólares cada vez que no terminan un duelo por sanción.

Pero en el América ni así logran controlar su temperamento. Sambueza es la muestra: es un hombre que no controla su ira, pero que funge como el gran líder águila.

Te invitamos para que también nos sigas a través de