Foto Archivo
Los Tuzos y ‘La Fiera’, propiedad del mismo grupo, dirimen el boleto para ir a la pelea por el título

Parentesco futbolístico y empresarial que, desde su perspectiva, no debe despertar morbo, mucho menos suspicacias por hipotéticas decisiones tomadas fuera del campo. Lo de ellos es satisfacción debido a que los dos equipos que pertenecen a Grupo Pachuca dirimen hoy en la llamada Liga MX un boleto a la serie por el título.

Esta noche, los Tuzos y el León definen al segundo finalista del Clausura 2016. Además del triunfo, a los hidalguenses les sirve empatar a no más de un tanto; los Panzas Verdes requieren triunfar o igualar —al menos— a dos goles.

Tras la paridad en El Bajío (1-1), ambas directivas están convencidas de que cuentan con los argumentos necesarios para disputar la final… Y dejar claro que la ‘hermandad’ sólo es fuera del lienzo verde.

“Nos da gusto, porque es un hecho significativo para el Grupo que los dos equipos estén en semifinales”, reconoce Andrés Fassi, vicepresidente deportivo del Pachuca. “Nos hubiese gustado más enfrentarnos en una final, pero tuvo que ser así.

“Ahora, como lo fue en la final pasada [entre ambos, Clausura 2014], realmente fueron dos encuentros a ‘full’. Gana el que mejor hace las cosas. Esto es futbol, pero no deja de reconocerse lo que ha hecho el Grupo en beneficio de este deporte”.

Lo que, presumen, es muestra de que la censurada multipropiedad tiene muchos beneficios cuando se encuentra relacionada a proyectos con seriedad.

“Me gustaría que hubiera más equipos en México y cualquier lado del mundo tan bien manejados, que Grupos profesionales, apasionados por el futbol, con gente verdaderamente de este deporte y no personas que —de repente— compran a equipos para lavar dinero… Es la realidad”, sentencia Arturo Elías Ayub, director de alianzas estratégicas y contenidos de América Móvil, además de miembro de la cúpula de La Fiera. “Ojalá que estuviera más involucrada la gente profesional y buena del futbol”.

Además no olvida que algunas instituciones se retrasaron en el pago de salarios a los futbolistas durante el actual torneo.

“A veces se quedan sin pagarle a los futbolistas o crisis económicas que hacen que los equipos desciendan”, lamenta. “Ojalá que hubiera más Grupos profesionales manejando los equipos de futbol”.

Con la debida separación cuando se salta a la cancha, en especial si —como esta ocasión— está en juego algo muy importante.

“La hermandad existe fuera de la cancha. Dentro, cada uno tiene que tratar [hacer lo suyo]… León quiere ganar, Pachuca también”, recuerda Fassi. “Los que le vamos a Pachuca de toda la vida queremos estar en la final; León también. Va a ser totalmente merecido el que lo haga.

“Será un partido dramático, porque los dos tienen buen equipo y un sistema parecido, así es que será un juego vertiginoso y ojalá que realmente haya un muy buen futbol, que la gente esté contenta”.

Y con la certeza de que el finalista lo es a toda ley.

Te invitamos para que también nos sigas a través de