Saltar al contenido

“EU morderá a Argentina”

    Foto USA TODAY SPORTS
    Klinsmann dice que no le temen a Lionel Messi y compañía

    Houston.— La selección de Estados Unidos no le teme a la de Argentina, su próximo rival en las semifinales de la Copa América del Centenario, y está “lista para morder, pelear y perseguirlos”, afirmó el entrenador Jürgen Klinsmann.

    No les tenemos miedo en absoluto”, aseguró Klinsmann en las instalaciones del Houston Sports Park, minutos antes del entrenamiento de su selección.

    Estamos listos para morder, pelear, perseguirlos, estar sobre ellos. Si repetimos eso y sumamos un poco más, será divertido”, anticipó de cara al encuentro que este martes definirá a uno de los finalistas del certamen.

    Argentina clasificó el sábado a semifinales tras golear 4-1 a Venezuela, al tiempo que el anfitrión de la Copa venció el jueves 2-1 a Ecuador en cuartos de final, por lo cual cuenta con dos días más de descanso para el partido en el NRG Stadium de Houston.

    Estamos totalmente preparados para Argentina y dar una súper pelea”, advirtió Klinsmann.

    El técnico alemán señaló que el conjunto sudamericano “es uno de los mejores del mundo” y cuenta con el astro Lionel Messi.

    La selección estadounidense entrenó bajo un intenso calor en el club ubicado en las afueras de Houston, con una sensación térmica de 38 grados. El combinado argentino arribará por la noche a la ciudad y tendrá un solo entrenamiento previo al partido de semifinales.

    La Argentina de Lionel Messi se ha convertido, con base en buen juego y goles, en la favorita para ganar el certamen del Centenario.

    Los datos avalan la buena trayectoria de la Albiceleste en un torneo en el que es la única selección que sigue invicta y en el que lleva anotados 14 goles por tan sólo dos recibidos en los cuatro partidos disputados.

    En busca de su decimoquinta corona continental, que le igualaría con Uruguay, los hombres de Gerardo “Tata” Martino basan su juego en la fortaleza de todas sus líneas y en la calidad de sus hombres, especialmente en la parcela ofensiva, con Lionel Messi a la cabeza.

     

    El delantero del Barcelona, que llegó tocado a Estados Unidos, empezó de suplente los tres primeros partidos para ir ganando minutos paulatinamente, lo que no le ha impedido ser el máximo goleador de su selección con cuatro tantos. 

    Te invitamos para que también nos sigas a través de