Saltar al contenido

María dará todo por subir al podio

    Foto IVAN STEPHENS
    Espinoza siente que está en uno de sus mejores momentos deportivos; confía en que los metales llegarán para el país muy pronto

    Río de Janeiro.— Aunque ya pasaron ocho años desde su medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Beijing, María Espinoza se siente en plenitud física y mental para repetir un metal en Río de Janeiro. Pero no promete nada.

    La taekwondoína no pone presión extra sobre sus hombros y, aunque las esperanzas se centran en  su desempeño tras los fracasos en otras disciplinas, prefiere concentrarse en disfrutar la que podría ser su última participación internacional con la bandera de nuestro país.

    “Me siento muy bien físicamente, muy motivada en cuanto a la mentalidad, la verdad es que llego en uno de mis mejores momentos deportivos y voy a dar todo por ese anhelado podio. Las expectativas altas siempre han existido, simplemente por ser una representante del taekwondo, una especialidad que siempre da resultados. Lo que tengo que hacer es estar tranquila y serena porque  he dejado todo en mis entrenamientos en el  tatami”, dijo Espinoza, quien arribó a la sede olímpica el lunes por la tarde.

    Con dos ciclos olímpicos a cuestas y el mismo número de preseas, María  se toma con calma los pronósticos que la ponen como una de las medallistas de la delegación nacional.

    “Es un orgullo que siempre se espere mucho de nuestro deporte, eso significa que estamos haciendo las cosas bien y que generamos esperanza en los mexicanos”.

    Los descalabros en otras disciplinas, añadió la también protagonista mundial y panamericana, son el reflejo del nivel tan alto de las competencias en la ciudad brasileña.

    “Ya hemos visto en deportes como clavados y tiro con arco que la cosa no está fácil, no  debe olvidarse que estamos enfrentando a lo mejor del mundo, así que vamos paso a paso, y ya veremos lo que pasa”.

    En el tatami, María es una líder. Platica todo el tiempo con sus compañeros y los orienta sobre cómo enfrentar el reto de estar bajo la lupa de millones de personas en el mundo.

    “Debemos estar  concentrados y más serenos, tratar de que lo externo no nos afecte. De lo que se trata es de darle continuidad a los entrenamientos y preparar el físico porque la estrategia que se trabajó fue muy buena y lo demostraremos en nuestros combates” .

    —¿Sientes que la gente te exige mucho?

    —Las personas siempre quieren ver ganar a sus atletas, así que nuestro papel es dejarlo todo en cada competencia para así, se gane medalla o no, podamos estar satisfechos del trabajo y el esfuerzo realizados.

    María no enciende los focos rojos por la falta de medallas mexicanas.

     

    “Yo confío mucho en todos los deportistas y estoy segura de que conforme pasen los días llegará el metal”.

    Te invitamos para que también nos sigas a través de