Foto EFE
El tenista británico derrotó al serbio Novak Djokovic (6-3 y 6-3)

Andy Murray puso fin al dominio de Novak Djokovic al derrotar el domingo al serbio en sets consecutivos en la final del Abierto de Roma.

Sólo una semana después de que Djokovic lo venció en la final del Abierto de Madrid, el escocés logró su revancha contra el número uno del mundo en otra final sobre tierra batida con un soberbio triunfo de 6-3 y 6-3 en una hora y 35 minutos.

Djokovic no tuvo su mejor desempeño y estuvo de mal humor, quejándose en varias ocasiones al árbitro sobre la superficie resbaladiza de la cancha en un día húmedo en el Foro Itálico.

Se trató de sólo su tercera derrota en toda la temporada, con un par de tiros errados y una doble falta en el último juego, que luego Murray selló con un revés ganador.

Ningún británico había ganado el título italiano desde 1931 y el triunfo da a Murray, número tres del mundo, un gran impulso antes del segundo grand slam de la temporada, el Abierto de Francia, que comienza la próxima semana.

Te invitamos para que también nos sigas a través de